Encuentros. Cap. 2. Alex y Laura.

Página 7 de 7. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Encuentros. Cap. 2. Alex y Laura.

Mensaje por Alex Kaiser el Vie Nov 11, 2011 3:24 pm

Recuerdo del primer mensaje :

La fiesta no había resultado tal cómo la esperaba. La idea era pasar el rato con Vane, comprobar que estaba bien y olvidarnos juntos durante un rato de que la vida da asco intentando pasar por adolescentes normales y desentendidos. en lugar de eso acabé recayendo en mi adicción, con apenas tiempo para hablar con mi mejor amiga y con la certeza de que todo lo que sabía hasta el momento del mundo y de mi familia también era una farsa. Bendito comienzo de curso...se suponía que este iba a ser fácil.

No diré que no he vuelto a pensar en ello. No todos los días te levantas con el conocimiento de que ahora eres harry Potter y no necesitas ni varita, bueno, Potter no, que al gafotas no lo aguanto, prefiero a Draco, además, el gris me sienta bien. Pero tampoco diré que me haya puesto a practicar o a ayudar cuando alek puso la casa patas arriba en búsqueda de nuestro propio libro de hechizos, que no digo yo que no mole tener uno de esos, estilo embrujadas, pero la sensación última que tuve de la magia esa no fue muy agradable señores, así que hasta que me compre un traje de esqui conmigo que no cuenten. Además, tengo un partido que ganar.

El domingo pasa veloz, apenas transcurre la tarde entre ejercicios y lecturas que debí realizar el viernes pero no hice. El lunes la veo un momento en la cafetería, el tiempo de cruzar ua mirada mientras ella coge la bandeja y se aleja hacía su mesa y yo he de volver a concentrarme en lo que me dicen los chicos pues planeamos la estrategia en el campo.

El martes lleva una camisa anudada a la cintura y sin botones, enseñando un sujetador gris perla, completamente de fuera, se cruza conmigo en el pasillo y me mira cómo retandome a que diga ahora que no lleva ropa interior. Si no fuese porque me molesta hasta lo encontraría gracioso.

El miercoles chocamos en la puerta de biología, yo salgo, ella entra y el quicio no da para los dos. Hoy soy yo el que se ha empeñado en mostrar su ropa interior a modo de respuesta, llevo lospantalones tan abajo como está de moda y el calzoncillo a juego con la camiseta gris. Le guiño un ojo cuando se fija y giro para dejarla pasar sin decir nada.

El jueves Meredith se sienta encima de mis rodillas en el comedor y no tengo ganas de apartarla, creo que me estoy constipando, siento algo de fiebre y un dolor áspero en la garganta, no puedo ponerme malo para a dos días del partido, así que me tomo la tarde libre para ir a la enfermería. No la veo en todo el día, cuando me acuesto miro por la ventana esperando verla pero la luz está apagada. No está en casa.


avatar
Alex Kaiser

Mensajes : 214
Fecha de inscripción : 23/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo


Re: Encuentros. Cap. 2. Alex y Laura.

Mensaje por Alex Kaiser el Lun Ene 23, 2012 2:36 pm

- No es petulancia si es cierto- aclaro firmemente, sin asomo de contricción. Era mucho decir, claro, siempre hay alguien mejor, más guapo, más sincero, más diponible emocionalmente, pero afirmar algo como eso no va conmigo, al fin y al cabo pienso que no hay nada en este mundo que no puedas conseguir si crees que puedes, es como hacer una carrera, primero tienes que visualizarte haciendola y creer que puedes.

Ahora contraataca por mi comentario sobre su sujetador, me río, porque esperaba algo así, el tono ofendido no le sale del todo, ella está tan segura de su cuerpo como yo del mío, o eso creo, de otra forma jamás me hubiese metido con ella así.

- sólo digo que estás empapada y que si quieres puedo escurrirlos- y el puecherito en plan inocente lo tengo más que estudiado, claro- !eh¡ !eh¡ yo nunca he dicho que me pongas helado sólo que me dejaste helado un par de veces, no sólo la última, y no, eso no se puede entender como que no me pongas...de hecho me pones de muchas maneras- y sonrío- a veces de mala leche- le guiño un ojo y me acomodo subiendola encima de mis rodillas para que se acomode mejor también- en cuanto a darme o no algo sobria...bueno, resulta que no espero que me des mucho hoy, ni sobria ni borracha, con que te enteres de que no voy a dejarte me vale.

La mano en su muslo es un acto reflejo, es que se ve tan tierno, dalicado, terso y desnudo que no puedo evitar que mi mano se desplace hasta allí sin más, pero la caricia sólo es cariñosa.

- umm...¿ganarmelo, eh?...¿quieres que te baje la luna? puedo hacerlo...ah, no- me doy un cachete en la frente- que nos han cerrado el megaupload...

Le acaricio la cintura, un poco por debajo de la camisa, pero también con inocencia, sólo la necesidad de contacto, y la miro con una ceja arqueada cuando habla de la difusión.

- mi abuela no se entera ni de si estamos en casa, una vez me fuí a pasar dos semanas a Aspen con unos amigos y cuando volví tenía un montón de notas en la nevera del tipo "Alex no sé si te has ido al cole, tienes que pagarle al frutero te dejo dinero en la encimera" y claro, el pobre frutero llevab días sin cobrar...y tú padrastro...bueno, creo que no le caigo muy bien pero tampoco es que necesite su aprobación y tú no parece que la hayas necesitado nunca...eso de que te vayan a buscar en coche a la puerta y que antes de arrancar te metan la lengua hasta en el escote, siempre quise saberlo, ¿era por joder lo a él o a mi?


avatar
Alex Kaiser

Mensajes : 214
Fecha de inscripción : 23/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Encuentros. Cap. 2. Alex y Laura.

Mensaje por Olivia Resnick el Lun Ene 23, 2012 6:34 pm

-puedes secarlo y conservarlo si así lo quieres, no pienso estar todo el tiempo llevando sostén. Sabes lo mucho que duele el uso frecuente de varillas?- no, evidentemente no lo sabía y lo deje estar. ningún hombre quisiera saber sobre el dolor en pos de verse bella. pero el hablaba y en ocasiones me hacía poner los ojos en blanco, de manera divertida claro -si... es mi especialidad poner de mala leche al que tenga enfrente- aseguré en tono orgulloso, lo cual tenía mucho de cierto. Porque no sentirse orgulloso si eso fue en muchas ocasiones mi mayor mérito?

Y me sentía mejor, a cada segundo aún cuando su tacto en la espalda me hacía daño por los golpes aún no sanados. Tal vez me había brincado los pasos sexo, sexo más que desenfrenado, sexo obsesivo y obsesión entera para la persona antes del noviazgo, un noviazgo que estuvo a nada de ser y que aún era frágil por haber nacido hacía minutos, pero me gustaba el que no esperase mucho de esa noche. Si... siempre lo desearía pero lo deseaba entero a el, y no solo a la maravillosa forma en la que se convertía en mi mejor amante.

amante que de momento, solo me hacía reír. negué con la cabeza -bueno si, pero existen servidores alternos y además que yo sepa, anonymous tuene su pagina de archivos.... querer es poder.. eso es lo que harías para tenerme?... que tal una luna engarzada en un anillo?- y por supuesto, estaba bromeando, tanto así que no veía a sus ojos cuando lo dije, tanto así que prefería tocar el suave licor de mi copa con la punta de mis dedos para después llevarme los mismos a mi boca, degustando apenas una gota, ,gota a gota. hasta que se puso serio.

tal vez pocas palabras, pero decían mucho y a esas palabras si que las entendía. después de lo de sus padres Alex y Alek estuvieron enteramente solos, tanto como yo. -preferiría que Benjamín no se enterase jamás si estoy o no en casa- respondí con solemnidad, porque era enteramente cierto.

En cuanto hablo de mi padre bueno casi se me desdibujaba la sonrisa e mis labios. Intenté hacer algo mejor, el mojar con esos mismos dedos húmedos sus labios, delineándolos de a poco, me hubiese encantado secarlos con los míos pero eso..... no era lo que debiera ser -como podría sr para ti si tu ni siquiera me veías?... siempre salías antes que yo, así que eso jamás pudiste haberlo visto, Alexander- y pocas veces le nombraba así -solo que, resulta que en casa se vive una incompatibilidad de caracteres, las cosas cambian, yo lo hice....- y pudiera haberle dicho que lo que veía es lo que había. que esa zorra que follaba, se besaba, tomaba y algunos otros encantos era la Laura que existía en realidad, pero que pasaba entonces con la Laura que siempre le extraño?

-pero quería que me vieras- admití de manera orgullosa al momento de erguirme y abandonar su regazo, separándome de el de a poco -cada sonrisa, cada coqueteo, cada insinuación siempre tuvo el mismo motivo... que regresaras a mi, o que me odiases, más no que me olvidases-

Pero había más... tal vez era el momento, quería saber las cosas que a nadie le había contado, jamás, estaba dispuesta a saberlas poco a poco, siempre. fue por eso que fui a por el y en silencio le obligué a levantarse y poco más adelante a quedar a un lado del malecón. prefería la arena de la playa, algo más intimo... el lugar preciso para confesar algún secreto.

cuando estuvimos por fin vi a sus ojos, sus preciosos ojos azules -Algunos dicen que solo es una fase... no me lo creo... que fue Alex?-
avatar
Olivia Resnick

Mensajes : 218
Fecha de inscripción : 27/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Encuentros. Cap. 2. Alex y Laura.

Mensaje por Alex Kaiser el Lun Ene 23, 2012 6:57 pm

Me obligo a no sonreir el esucharla auqneu sí se me escapa una risilla queda.

- te confieso algo- acabo admitiendo con diversión- nunca me ha molestado que no lo lleves...no, no tengo el disgusto de tener que andar encorsetado pero te sorprenderá saber el claro conocimiento que tengo al respecto, por ejemplo, sé diferenciar entre un halter, un push up, un corset, un multiposición...y también sé que los tienes sin aros ni varillas que torturen, sólo que no sientan nada bien...aunque en tu caso habría que verlo, no creo que necesites sujetador.

Alzo una ceja y suelto otra risa corta al escucharla y me meso el pelo un segundo soltandola por un momento.

- hace menos de media hora no querías llamarte novia y ahora me pides un anillo...umm...no sé cómo tomarme eso...

Para lo siguiente he de negar con la cabeza varias veces.

- no siempre salía antes, y eso de que no te veía es completamente incierto, no estabas atenta, claro que te veía.

¿olvidarla? ¿cómo iba a olvidarla? se incorpora y me coge de la mano, me dejo llevar por ella, dejando atrás la mesa, el malecón y adentrandome en la arena de su mano, parece querer dar un paseo y yo no tengo nada que decir, lo que quiera, esta noche es para ella.

Pero aunque la escucho no sé que me pide ahora, porque no entiendo la pregunta. No sé qué dice la gente ni a qué se refiere. La miro, ladeando el rostro hacía ella y sin negarle la mirada.

- ¿una fase?...explicate...¿qué quieres saber?



avatar
Alex Kaiser

Mensajes : 214
Fecha de inscripción : 23/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Encuentros. Cap. 2. Alex y Laura.

Mensaje por Olivia Resnick el Lun Ene 23, 2012 8:48 pm

-no te hagas ilusiones, no es que pida un anillo de compromiso, incluso un aro de cebolla frita con una bola de queso habría sido suficiente- además era toda una falacia, ambos lo sabíamos -tómatelo como algo simple, tómatelo como algo que no creo que vuelvas a escuchar en mucho tiempo y piensa que es culpa de que estoy en mi momento nena-

había respondido. y si, claro que me encantaba que me viese, porque al menos yo, jamás deje de verlo ni de pensarlo, aun cuando tratase por todos los medios de olvidar en los brazos de alguien para no recordar la forma en que el me había besado y después en una noche de playa, como esta me había llenado de el.

Pero eso fue antes, lo que me atañía en el momento era muy diferente. suspiré al momento de necesitar explicarme mejor, no era tan fácil -la gente cambia Alex, tu cambiaste, pero para cada cambio existe un motor. se quien eres, pero me gustaría saber de aquel tiempo, cuando no nos vimos, no es que antes saltases en la cama de las chicas ni tuvieses excesos...-

La muerte de nuestros padres, eso nos había pasado, atropellado y desecho y cada cual, se había re hecho como había podido. era un error preguntar algo así. corregí de inmediato

-no me lo digas, fue un error- acepte en el acto y para evitar que hablase me ocupe de su boca, obligándole a responderme, con tanto ahincó que finalmente el termino sobre la arena, y también sobre mi, al momento en que lo traje del cuello y me deje caer. aunque el, con su mano en mi cintura hizo algo de esa caída algo realmente lento y cómodo.

acostados los dos viendo hacia el cielo y en silencio, tome su mano me di tiempo para ver las estrellas y sonreír un poco, burlándome de mi, de ambos -esto es lo más cursi... se supone que seres como nosotros pasamos de estas cosas-
avatar
Olivia Resnick

Mensajes : 218
Fecha de inscripción : 27/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Encuentros. Cap. 2. Alex y Laura.

Mensaje por Alex Kaiser el Lun Mar 26, 2012 8:09 pm

Se retracta, no sé porque me duele hasta cierto punto que lo haga, no es porque desee regalarle un anillo...no ese tipo de anillo. Soy muy joven para eso. Pero me duele que lo dejé a un lado como algo que ha dicho sin pensar, porque yo, yo esta noche la he pensado y esperado mucho. Me gustaría que se lo tomase en serio, o quizá, quizá es que yo también tengo la noche sensible.

Pregunta, pero vuelve a retractarse, una vez explicado el asunto anterior. La miro, ceñudo, intentando adivinar por qué pasa de una cosa a otra y vuelve atrás sin decidirse, como si la pusiese nerviosa o mi presencia o la conversación.

Me extraña, pero dejo que me entretenga un buen rato mientras sus labios se hacen de los mios y estos responden al punto. Se deja caer y al punto la recojo y la dejo recostada en la arena, tumbandome a su lado. Mira al cielo, pero yo la miro a ella.

- No es un error preguntar...-digo al fin- Creo que hay mucha gente que piensa exactamente lo mismo, sólo que nunca preguntan...

miro a las estrellas luego, como ella, porque asi es más fácil.

- Del año que pasamos encerrados después de la muerte de mis padres no recuerdo mucho, sólo la sensación de desamparo y el levantarme cada día deseando que fuese el último...pero no puedo decir que el "cambio" como tú dices se deba a eso...sólo me desperté un día, al fin, con un motivo para seguir, y decidí que ya que iba a tener que soportarlo al menos lo haría lo mejor posible...y descubrí que la vida es mejor si tienes muchas cosas que hacer y muy poco tiempo libre para pensar...de ahí las actividades extraescolares...las chicas...

Me parece que ese tema es el que más le interesa y el que peor le puede entar. Lo trato con cuidado, lo pienso antes de hablar, y la miro de soslayo.

- no es que haya decidido conscientemente hacer un book de sus mejores posturas...pero tampoco voy a decirte que lo hago para llenar un vacío interior o alguna otra pamplina...me gustan las chicas, Laura, y yo les gusto a ellas, no voy a excusarme por lo que haya hecho antes de ti...pero puedo prometerte que no habrá un durante o contigo...si es eso lo que te procupa.


avatar
Alex Kaiser

Mensajes : 214
Fecha de inscripción : 23/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Encuentros. Cap. 2. Alex y Laura.

Mensaje por Olivia Resnick el Mar Mar 27, 2012 3:34 am

Entendía bien los motivos para no pensar, el se lleno de actividades y yo simplemente cedé mi mente. Placeres, de todo tipo, riesgos de igual manera. no éramos tan diferentes, es solo que el había elegido una fachada y yo por mi parte decidí tener otra, una que con el paso de los días se convirtió en lo único que conocía, a excepción del fragante Alek y sus normas de no solo buen, si no de excelente comportamiento.

... había algo que no entendía, o si bien lo entendía simplemente no me parecía coherente. chicas, su haber. no necesitaba eso.

Si antes veía a las estrellas ahora simplemente, veía a su perfil, con esa curvatura pequeña de su nariz. Sabía que no me veía ni siquiera de reojo, no quería verme, era simple... y tampoco necesitaba de ese tipo de atención en el momento, prefería aclarar puntos, y para hacerlo no tenía que gritar... podía hacerme entender bastante bien por otras maneras, por muchas maneras diferentes.

-me alegra que te gusten las chicas, Alex... de lo contrario supongo que estaría perdida o me tendría que convertir en hombre- y con ello rompí el silencio mientras me humedecía los labios. me di tiempo, el tiempo soberano para poner mi peso de costado, apoyar la cabeza sobre una de mis manos y dejar que m cabello, simplemente cállese en cascada -y no te estoy pidiendo nada, ni un anillo ni una explicación o juramento de que te has preservado para mi o que, de buenas a primeras, te has vuelto ciego solo por un titulo que ahora tenemos... un titulo, Alex.... no una cadena- y si, en mi tono de voz había determinación, diferente de la ira, que si bien sabía como se sentía ese tipo de cosas, no era el caso. -tampoco intento culpar a algo o establecer algún patrón, no soy Freud y mucho menos pienso psicoanalizarte... tengo muchas otras ideas en la cabeza, todas ellas mejores- tan mejores como pasarlo bien con el y no en este tipo de cuestionario policiaco al que estábamos llegando. me erguí hasta que solo me soportaban las cadenas y tal vez los pies en la arena. no era el día más templado, pero este día no debería irse al cuerno por cualquier cosa.... no me importaba el título en realidad, no era una princesa y mucho menos lo quería ser. las princesas sueñan en rosa, yo prefería siempre el rojo de la pasión y lo que viniese junto con el

-la cosa aquí, es que te quiero... es tan difícil de entender que no se bien como querer?- confesé viendo al mar, tan inmenso, tan endemoniadamente dramático -y en ocasiones hago preguntas tontas, sabes porqué?... porque no he sido novia con frecuencia... sabes lo que dicen de mi, más a tu favor, tu mismo lo has visto... como podría juzgarte alguna vez, cuando tu no me has juzgado- y entonces recordé un pequeño momento, justo al inicio del curso. mis labios dibujaron una sonrisa torcida y tal vez con ligeros toques de amargura -excepto cuando tuve tu voto el primer día de cole- agregué con ligereza viéndole finalmente. -no me prometas nada, no quiero promesas, yo no las haré, tu tampoco las harás... y así seremos libres- entonces, le tiendo la mano, se que no le ha caído del todo bien mis respuestas, no es que esté cortando con el, es que, simplemente no dudaba de el, dudaba de mi misma, como saber que lo que yo le amaba era suficiente? como saber que no me convertiría en una co-dependiente en vez de la chica que le complementa y le piensa de muchas maneras y no solo la empalagosa?
avatar
Olivia Resnick

Mensajes : 218
Fecha de inscripción : 27/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Encuentros. Cap. 2. Alex y Laura.

Mensaje por Alex Kaiser el Mar Mar 27, 2012 8:14 pm

La escucho moverse, y aparto con lentitud la vista del cielo, estrellado y despejado como en una noche veraniega a la que aún no hemos llegado, y la veo de costado, mirandome y sin muestra alguna de enfado en su rostro. No es que lo esperase tampoco, sé lo suficiente como para no llamarla insincera. Me giro también, para quedar de lado, apoyado en un brazo y sostenido por el mismo para devolverle la mirada. Empiezo a pensar que es ella y no yo quién tiene problemas con la conversación, o quizá es que piensa demasiado y cree que tengo algún problema en sincerarme con ella. Puedo decirle que no, no lo tenía a los diez años y no lo tengo ahora. Otra cosa es que vaya a contarle mi vida a alguien que no me importa. Pero es Laura, no hay ninguna traba ahí.

- Sé que no pides nada, he sido yo el que ha querido hacer esto...no me siento encadenado, todo lo contrario, siento si te he hecho sentir a ti así...no era mi intención, pero podemos olvicarlo, olvidalo todo, la noche completa y mi obsesión por ponerte un titulo que no quieres...puedo pasar sin él, sólo intentaba que vieses que ninguna estupida norma anterior se aviene a ti...dejemoslo como está, si lo prefieres, sólo tú y yo, juntos porque queremos, nada más...no necesito un psicoanalisis, no, pero si quiero contarte algo... tú has preguntado, y voy a responderte...el cambio...si, supongo que podría llamarse así...no es un secreto en realidad, un día me levanté de la cama y me dí cuenta de que no estaba solo y de que no podía seguir dejando pasar la vida sin preocuparme por nada, estaba Alek, y mi abuela, mi cariñosa y dulce abuela- vease el sarcasmo- estaba dilapidando la fortuna familiar a pasos agigantados, hice unos pequeños calculos y me dí cuenta de que al paso que gasta es probable que no podamos permitirnos la facultad, al menos no los dos, asi que ademas de usar el tiempo en algo que me permita no pensar creí oportuno escoger algo que me proporcionase una beca...quería entrar en el equipo de natación, en realidad, pero las becas de natación son más bien excuetas, asi que hice las pruebas para el futbol...tampoco es que me molestase formar parte de un equipo, aunque de aquella no lo ví lo cierto es que soy un animal social, me gusta formar parte de algo...Alek es brillante, ya de aquella sacaba nota sin apenas tocar un libro, siempre ha sido más inteligente, quiere ir a una universidad importante, tú lo sabrás mejor que yo...y debería poder hacerlo...lo demás...las fiestas, etc...vinieron con el titulo en cuanto me nombraron quaterback suplente...a los chicos ya los viste...no es que vayamos de orgía en orgía como algunos parecen creer...

Me siento desnudo, ahora que me he sincerado, pero también más liviano, como si ayudase contarselo a alguien.

- no haces preguntas tontas, ninguna pregunta lo es si realmente te importa la respuesta...no te pido promesa alguna, pero no vas a decirme lo que quiero o no quiero hacer jovencita, y te guste o no yo ya te las he hecho todas...en cuanto a lo que dicen de ti...

He de sonreir.

- todo depende de lo que quieras oir...

Me tiende la mano y me levanto con ella, sonrio y le revuelvo el pelo para sacarle algo de seriedad a la conversación.

- pero es tarde, y se supone que esta noche he de llevarte a casa y dejarte en la puerta...cosa a la que no estoy muy acostumbrado...asi que mejor nos vamos pronto antes de que se me olvide que te he prometido no quitarte la ropa esta noche...¿vamos?


avatar
Alex Kaiser

Mensajes : 214
Fecha de inscripción : 23/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Encuentros. Cap. 2. Alex y Laura.

Mensaje por Olivia Resnick el Mar Mar 27, 2012 9:07 pm

Y ese es el hombre del que me había enamorado. no podría haber elegido mejor, porque el hecho es que todo mundo puede tratarte bien y con delicadeza, todo mundo puede fingir eso, así que no es un gran atributo. Lo que no se puede fingir es esa manera que tiene su alma y su corazón, su inteligencia y visión.
Le admiraba, desde siempre le admiré y eso es algo por lo que me enamoro, que le admiro, que se que no es como los demás, que lo que me da es lo que necesito y que puedo ser como soy con el, ni mejor ni peor... solo ser. Hay muchas cosas por las que adoro a Alexander Kaiser, tantas que no podría enumerarlas de un solo plumazo, pero en este momento puedo pensar en su honestidad, en su calor, valentía, aspiraciones y en como es su corazón, Me importa un bledo salir con el quarterback, solo quiero estar con Alex.

Recibo su revuelta de cabello y lo miro de casi mal modo, casi, porque ni el mismo se lo creería -eso me molestaría si no fuese por el pequeño detalle de que lo necesitaba, el nado en el mar no me ha dejado un peinado de salón particularmente- respondo, le quita seriedad, lo entiendo y por ello le sigo la corriente, pero no sin antes algo... es importante y por eso lo detengo, con un pie en el mar y otro en la playa, el perfecto equilibrio -no, no iremos... solo un par de minutos más, quieres?

y entonces además de su malditamente sonrisa sexy que tanto me gusta y de su aliento dulce tan cercano a mi, solo entonces agrego -no me atas- comencé ligeramente embriagada de su presencia -no puedes retractarte, me gusta el título.. puedo acostumbrarme a ello, con el tiempo amarlo justo como te adoro a ti, y en este momento, te quiero más si eso es posible...- tomo su otra mano, la que hasta entonces estaba libre -cuando mencioné las promesas, lo decía porque no quiero obligarte a pronunciar una de ellas, nada a la fuerza... me las has hecho todas?.. no lose.. aún no me has prometido que enterrarás mi cadáver en el momento en el que mi corazón estalle de tanto quererte, o mi cabeza, si te deseo tanto y no puedo estar contigo- bromeo, porque si bien me encantaría estar con el de todas las maneras posibles, siendo uno y siendo suya una vez más, unas malditas marcas en la piel me lo prohíben... incluso tal vez sea el plan de acción de Benjamin, el me golpea, yo estoy obligada a la abstinencia para que nadie se de cuenta -te he dicho que te amo... sabes a cuantas personas eh amado?- y antes que responda, lo interrumpo si es que alguna vez quiso responder de verdad a esa pregunta -solo he amado a una persona, la estoy viendo y sostengo sus manos en las mías justo ahora... y da miedo, pero también me gusta... es la mejor de las muertes y también es la mejor de las vidas si es contigo-

descalza, subo a sus pies y rodeo su cuello entre mis brazos, aspiro su aroma y me embriago de el, en algo que es más bien una seducción mutua, ansiosa y nerviosa, así me encuentro, ansiosa por el, nerviosa porque siempre se estará nervioso cuando estamos con aquella persona que mueve tu mundo. Y le beso, una, dos... más veces, profunda y sensual, prometedora sin dudas. de a poco me deja entrar a su boca y enredar mis lengua con la suya. siento sus manos en mi cintura, reconozco el momento en el que yo aplasto mi busto en su pecho. se que voy a jadear pronto, así que antes que esto suceda me separo, teniendo una nueva idea

-te das cuenta que ahora, que es nuestra noche, estamos haciendo lo contrario a lo que es natural?- si, claro que se da cuenta, claro que me doy cuenta, pero con un poco de imaginación todo se puede arreglar. mordisqueo mi labio inferior viéndole ligeramente excitada, el responde al menos físicamente a ello -quiero ser tuya- le confieso de una buena vez, el no parece estar convencido así que insisto -podríamos hacerlo, sería incluso interesante vendarte los ojos... podrías hacerlo?- y ya esta si no lo hacíamos, no pasaba nada, pero el merece algo mejor que una chica como yo debiéndose comportar como una monja.
avatar
Olivia Resnick

Mensajes : 218
Fecha de inscripción : 27/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Encuentros. Cap. 2. Alex y Laura.

Mensaje por Alex Kaiser el Jue Mar 29, 2012 2:54 pm

¿Un par de minutos más? Claro... y toda la noche también, de ser necesario, pero no...no me hace falta mirar el relog, veo el cielo y como las sombras van cubriendo el embarcadero. Mañana hay clase, responsabilidad...se supone que soy un tipo responsable, mañana hay entrenamiento, y tengo que subir esa maldita nota de quimica, esa última ni siquiera es culpa mía, fue ese Parrish, una vez más, sacandome a mi compañera de laboratorio, exigiendo a mi compañera de laboratorio...¿qué pasó alli aquel día? Ni idea, aún no he hablado con Vane al respecto.

La he visto, si. Como con ella casi cada día, pero rodeados de gente a la que , si bien aprecio, no le cuento mi vida más allá de lo que necesitan saber. "Tengo las jugadas" "Vamos a machacarlos" y " Si, aún salgo con ella" es poco más o menos todo lo que les digo. Lo demás es hablar del tiempo y escucharlos a ellos. Es lo bueno de la gente extrovertida, les encanta hablar.

Pero ahora, ahora es ella la que habla, esa rubia divina que siempre ha sido mi obsesión, desde el mismo instante en que le salieron tetas y aún antes. Y lo que dice lo tomaré por cierto, aunque ella misma no sepa muy bien si está preparada o no para lo que quiero de ella.

- rubia...te pones de cursi a veces...

Exploto con una sonrisa, porque sí, ¿quién iba a decir que Laura Lerman fuese capaz de desvariar de ese modo? ¿Enterrar su cadaver cuando estalle de amor? Es para grabarla y retransmitirlo...pero no soy tan hijo de puta. Además, en el fondo sé que empecé yo.

Pasa de mi y de mi negación y me toma las manos, continua hablando e intento pararla cuando pregunta, iba a decirle que probablemente sólo a tres, yo cuento con su madre y mi hermano.

- vas a hacer que mis niveles de azucar se me disparen...

Sabe que no la puteo, sólo que aún no puedo responderle a viva voz, es una limitación que no deseo pero que sigue ahí.

Absorta, se sube descalza a mis pies, alcanzando una altura que de otro modo no se lo permitiría, y reclama mi boca, nada que decir, soy responsable, no gilipollas. Dejarse llevar no es algo que se haga conscientemente, sólo sucede. Por desgracia hasta cuando no es buena idea, como esta vez. Porque sí, notar como se aplasta contra mi, mientras la sostengo por la cintura y su lengua me seduce como nadie, por mucho que lo haya probado ya no es algo que se pueda obviar sin más. Por desgracia otra cosa que tienen los adolescentes es que se ponen cachondos enseguida. Me muerdo el labio cuando se separa, deseando que se hubiese quedado donde estaba, pero es ella la que pide otra cosa y eso me hace reir.

"quiero ser tuya" una frase que todo chico de diecisiete años desea oir...en el peor momento y tras haberse hecho una promesa a si mismo...la vida no es justa.

- vendarme los ojos- repito, mirandola de hito en hito- ¿en medio del malecón o directamente en la playa?- sonrio- mi vida, nadie lo desea más que yo, pero creo que voy a tener que negarme, para empezar no me gustaría perderme tu sonrisa, ni el oscurecimiento de tus ojos a medida que el deseo aumenta...aprecio la oferta, pero cuando quieras vendarme los ojos lo harás en tu cuarto o en el mío, no en mitad de la arena, estoy seguro de que ya sabes que lo de la playa queda muy bien en las peliculas, pero nada que ver con la realidad, la arena se te mete por todas partes y es de todo menos romántico...y no es ese el recuerdo que quiero que tengas de esta noche.


avatar
Alex Kaiser

Mensajes : 214
Fecha de inscripción : 23/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Encuentros. Cap. 2. Alex y Laura.

Mensaje por Olivia Resnick el Vie Mar 30, 2012 2:24 am

Sonríe una y otra vez, incluso se mofa de lo que digo, aun cuando solo le estuviese diciendo la verdad, tal vez un poco rosa y entregada, pero de todas formas, puedo permitírmelo, actuar como enamorada, como una niña enamorada, porque lo estoy.. el en cambio no pude decirlo. Decir que yo diré cuanto le amo y como lo amo por los dos, ya que el no pude decirlo esta demás, es algo que va implícito aún cuando no es esperase algo de mi, pero.. que podría esperarse de mi? nada... es lo bueno de reinventarse apenas se te antoje, no saben que esperar.

-si, hoy cursilerías, mañana coma diabético... no te convengo, Kaiser, en lo absoluto- digo haciéndome la seria, podría ofenderme, claro que si, pero lo cierto es que yo misma me hubiese burlado de la chica que se da tanto sin pedir nada a cambio... se vende barata, tanto que ni siquiera le importa estar miada, ella mima y... si siquiera por ese lado de pensamientos rosas, en definitiva sería yo la primer asqueada por tanto dulzor.

-Debería sentirme ofendida, decirte que eres un malnacido e irme caminando a la casa, aún cuando me digas "mi vida" y no veo a sus ojos, a cambio tomo las presillas de costados de ese pantalón suyo y ajusto mejor su ropa, aún mojada -pero no lo haré... será tregua entonces y no volveré a decirte que te deseo, o que quiero que me hagas el amor... nos portaremos bien- si claro, y un demonio, pero la noche va cayendo t el me lo ha puesto fácil, no puedo desaprovechar la oportunidad para dejar las cosas estar. suspiro y humedezco mis labios

-se hace noche, y creo que los Kaiser se distinguen por ser responsables... o seré yo quien te corrompa- pero si, soy yo quien quiere corromperle, soy to quien le hace creer que había ganado para enseguida besar su cuello suspirar y trazar húmedos caminos con mi lengua, soy yo quien ajusta sus manos en mi cuerpo y quien las guía para que me explore, soy yo quien decido excitarle hasta que parece rendirse, también es esta rubia la que sigue así al momento en el que Alex parece decidido a no importarle el malecón, la arena y cualquier picazón que pudiera causar y, simplemente me carga haciéndome subir a sus caderas y entonces....

entonces me arrepiento de ser yo quien no puede terminar todo eso. no se como me libro de sus labios y su calor emanando por el cuerpo -vamonos- digo roncamente antes de lamer un poco esos labios que me tienen tan adicta -no queremos llegar tarde- de inmediato bajo de sus caderas, acariciándome los labios, sonriendo por el pequeño triunfo, que más que un triunfo es una tragedia...

habrían otras noches, el mundo de tiempo si queríamos, porque esta vez la noche y el futuro estaba hecha para nosotros.
avatar
Olivia Resnick

Mensajes : 218
Fecha de inscripción : 27/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Encuentros. Cap. 2. Alex y Laura.

Mensaje por Alex Kaiser el Lun Abr 09, 2012 8:44 pm

- No te preocupes, rubia, tengo insulina

Ni protesto ni disiento, sólo contsto. En algún punto me extraña que no me reclame nada, las mujeres en general, lo admitan o no, no llevan bien una negativa, aunque no las culpo, es falta de costumbre.

Me toma el pantalón por las presillas y miro lo que hace sin dar crédito de que se ponga ahora a ajustarme la ropa, la miro luego a ella, intenatando verle la cara sin conseguirlo del todo, ¿está cabreada? ni idea, por el tono de voz no lo parece, mejor ser diplomatico de todas formas, sólo faltaba que después de aguantarse el calentón aún me tocase bronca. Si es que soy gilipollas...

- pero mi vida...-uso a posta el apeltivo que ella caba de citar- no tienes motivos para sentirte ofendida...sería mucho más sencillo para mi decirte que si, no haber esperado a que lo sugieras siquiera, pero entonces podrías creer, puede que no hoy, pero algún día cuando te enfades conmigo, que he planeado la noche para seducirte en lugar de para agasajarte, y entonces me lo echarías en cara, yo me ofendería y todo se torcería....

Le busco la mirada ahora, porque quiero que vea que sólo hablo medio en serio, que lo que intento decirle es que no es que no apetezca, sino que no es momento ni lugar.

- umm...puedes corromperme, sin duda...pero no esta noche...

Parece asentir, y yo sonrio, consentido, y hasta inclino mi cuello cuando parece que se acerca a darme un último beso antes de subir al coche y dejarse arrastrar de vuelta a casa. Pero no es eso...no. Me besa el cuello, y se detiene, retomando de a pocos, no quiero apartarla porque ya he sido muy duro con ella esa noche, pienso en protestar, empero, cuando consigue que se me escape el aliento en un brote y se me erizen los pelos de la nuca, pero en su lugar respiro hondo y llevo mis manos a su cintura con la intención de separarla un poco, en su lugar ella las coge y las lleva a sus caderas, apretandose más.

- Víbora...

Digo, pero lo dejo pasar, tampoco soy tan responsable...ni tan gilipollas. Asi que le devuelvo ahora beso por beso y mientras ella se dedica a mi cuello yo me apresuro a tomarla por las caderas, elevarla a mi cintura y besar su mejilla primero, lo unico que me deja al alcance hasta que se inclina un poco más y puedo retener su oreja entre mis labios.

Se gira de nuevo y por fin puedo saborear su boca, y cuando ya me siento perdido y descubierto, feliz sin mi palabra, ella se aleja de ellos, reteniendolos un segundo mientras su cuerpo y su calor también me abandonan y dice que nos vamos.

He de parpadear varias veces, la mataría, pero en su lugar tomo aire y le doy un cachete ofendido.

- Eres mala, Lerman...ahora tendré que darme una ducha antes de meterme en la cama...¿no sabes que no hay que desperdiciar agua?

La protesta cae en saco roto y la acompaño al coche, le abro la puerta y pongo la radio en cuanto me subo, pero bajo el volumen.

- ¿Estás segura...?- y ella me mira de reojo sonriendo y asiente. Me rio finalmente, porque es una arpía pero la adoro, y conduzco hasta casa, aparcando en el porche.

Apago las luces y el motor, dejo la musica y no saco los seguros. Me quito el cinturón y me giro en el asiento, mirandola.

- Ven aqui...

Levanta una ceja, pero yo sólo sonrio.

- Sólo quiero mi beso de buenas noches rubia mal pensada...



avatar
Alex Kaiser

Mensajes : 214
Fecha de inscripción : 23/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Encuentros. Cap. 2. Alex y Laura.

Mensaje por Olivia Resnick el Mar Abr 10, 2012 2:37 am

y sonrió a su protesta, más no por esa protesta aceptaré.. Tentador, claro que si pero había cosas por las cuales debo declinar -es lo que dicen, podrías ahorrarla y saltarte la ducha y como soy yo la causante, es mi deber ser yo quien te de ese baño tan necesitado... hay que ser justos- y sonrió con toda la coquetería mientras se lo digo, acariciando mi clavícula, mordisqueándome los labios, pero nada más. Subo a su coche y escucho la música. Al parecer todo lo que había preparado, se quedará justo en el malecón. no pregunto nada porque seguro el lo tiene calculado, además demasiado conocimiento le quita la magia.

No estoy segura, porque se bien lo que deseo, solo que también se que lo que deseo no es lo que necesito, necesito que no se entere de mis secretos, aunque deseo compartir más que solo besos con el... lo deseo todo con el. Aún así asiento y el sonríe.

Nadie sabe cuanto adoro esa sonrisa, como a mis ojos es el más atractivo, como me encanta la forma en que se curvan sus labios y el aire que toma ese rostro, pasar de ese hombre soberanamente atractivo, rubio, apabullante y arrebatador, que con solo una frase ingeniosa puede tener a quien se le de la gana, a este, el chico que sofocado comprendía a su novia, que incluso le divertía la situación; rubio, guapo, encantador, con mucho más que una cara preciosa o un bien dotado paquete sexual y que por si fuera poco, tenía un auto que ponía a tono mínimamente al 75% de las chicas en cualquier población.... Alex.

en el camino, ví de hito en hito su rostro, parecía estar bien, complacido y yo.... comencé a darme cuenta de algo más. Lo decía en serio, no solo era sexo para el, y el titulo de novios recién creado era al parecer algo más que una manera que el tenía para ponerme un collar en el cuello para que nadie más pudiese tenerme.
Humedezco mis labios al entenderlo. No es sencillo cambiar lo que ya fue ni lo que estoy acostumbrada porque es lo único que conozco. Se que esto será un cambio y eso me hace estremecer. tengo 16 años, he vivido varias cosas en esas fechas, construido y sobre todo, destruido, pero ahí esta el, que en ese momento me toma de la mano sonriendo, porque acaba de notar que invariablemente eh visto hacia su entrepierna, solo para asegurarme que de a poco su excitación cedía. me besa la mano y yo, pese a la curva que estamos tomando en el auto, beso su mejilla y le sonrió. prefiero que lo tome así, como que no me doy cuenta, como si tuviera pensamientos meramente carnales.

Llegamos. La casa Kaiser tenía las luces del pórtico encendidas, una manera de decir que le esperaban. La luz de Alek ya estaba encendida, es algo en lo que me fijo para que al regresar a su hermano mayor, mi ojiazul, el dice algo yo arqueo la ceja de inmediato -aquí? frente a nuestras casas?... que exhibicionista- y me rio, porque no puedo hacer nada más, ya le había prometido que al menos esa noche no volvería a sugerir el hecho que deseaba hacerle el amor, que era diferente a simplemente querer tener sexo.

Tiene razón, soy una mente sucia, dejo escapar el aire y entrecierro los ojos -por alguna razón creo que tus palabras siempre tienen dos sentidos y usas el que más te apetezca... eres un tramposo Kaiser... te aprovechas que soy menor que tu- sin embargo, me acerco, no sin antes poner la mano en el freno de mano y asegurarme que, si me muevo no nos iremos contra el primer poste o árbol que se encuentre por ahí.
Es natural acercarme a el, es natural ver sus ojos, la forma en que su nariz resbala y detenerme en sus labios entre abiertos que de repente dejan de lucir divertidos para estar expectantes.

-buenas noches, "mi vida"- no dejo pasar su "mi vida" porque es divertido usarlo, lo eh escuchado en todo tipo de personas, siempre me ah causado gracia, una pareja de ancianos termina llamándose así por lo general.
Le beso suavemente, un beso que no promete mucho, pero un beso de Alex jamás es suficiente. me quedo unos instantes más en esos labios antes de separarme -no, este no es un beso de buenas noches, ni lo que pretendo- aclaro susurrando a sus labios.
-buenas noches, Alex- intento de nueva cuenta y entonces le beso. Esto si es un beso, de los que se guardan por siempre y se graban a fuego en la piel. Este beso no es simple, hay demasiado en el, lo siento, siento como mi corazón se detiene y comienza a latir a un nuevo ritmo, su ritmo. Me dejo llevar, no hay nada que pensar en esto. Mas profundo, más prometedor, es lo que pasa cuando Alex me atrae hacia el y yo no pongo resistencia. me sentía ansiosa, porque algo estaba cambiando, lo sentía en las muñecas, en el corazón mientras el ansia no se reflejaba en mis labios, solo que le quería, que no todo el tiempo pensaba lascivamente. básicamente estoy sobre el cuando comienzo a respirar entre sus labios, sin que por ello nos detengamos. Existe una conexión que no puedo romper, la siento atándome de el centro de mi ser a Alexander Kaiser. No tengo miedo, me gusta; seguro es amor.. debe ser porque no lo había sentido antes y ahora todo es claro. me hago de su cuello y el entonces se hace de mi espalda, con la mano abierta y ligeramente impaciente.

No puedo evitar quejarme de dolor. Otra vez. justo como en la cabaña del noviecito en turno de Leia Orsinii. Duele si, pero no es su culpa, es la mía por haberme permitido llegar hasta este punto, porque se la calaña que tengo de padre y que no debo olvidarlo.. no debería de todas formas, los golpes y magulladuras siempre duelen. me separo rápidamente de el, tanto que doy directa al volante y de nuevo vuelvo a golpear mi espalda. cierro los ojos por el dolor pero no emito un sonido. su auto lo hace por mi dado que el claxon esta siendo oprimido.

-creo que ya saben que estamos aquí- sonrió apenas puedo abrir los ojos. Lo encuentro algo desubicado. -esta todo bien?- pregunto más en serio, el asegura que si y apenas le dejo sale de su auto y me abre la puerta. al salir noto que parece un poco tambaleante. El excusa que solo ha sido un pequeño mareo. -por amor de Dios, no dejes de tomar tus batidos- que más puedo decir? pero el que no diga nada no implica que no me preocupe y vea que lo haga... a lo mejor es parte del ser novia, casi parecer de repente, una madre preocupada.

-gracias- le digo tomando su mano -por esta noche, por aguantar y por ser tu quien esta en la ventana de enfrente- no quiero decir más, así que solo se me ocurre besar su mejilla y salir disparada a mi puerta, para en cuanto esa se abrió sonreírle, como si todo en casa estuviese bien. Y lo estaba. Benjamín al menos estaba dormido y eso me dejaba en paz esa noche.

Subo a mi cuarto y prendo las luces. Las de Alex aún no están prendidas así que, no me detengo mucho en eso. No llego a la cama, primero eh de quitarme la arena y el agua salada del cuerpo para después quedarme simplemente con su camiseta puesta, calentadores y ropa elemental. Su luz no esta encendida así que apago la mía para contemplar la luna... el cielo que Alex me inspira a ver, las estrellas que de repente, parecen brillar más... cosa de locos.

Lo mejor será acostarse de una buena vez, con un buen sabor de boca.
avatar
Olivia Resnick

Mensajes : 218
Fecha de inscripción : 27/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Encuentros. Cap. 2. Alex y Laura.

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 7 de 7. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.